Municipio de Copiapó inaugura Estadio Atlético Ramón Tapia Chambilla y salda deuda histórica con los deportistas locales

  • La estructura es el recinto deportivo más importante de la región de Atacama.

Contentos y emocionados se mostraron los deportistas que participaron de la ceremonia de inauguración del flamante Estadio Atlético Ramón Tapia Chambilla. La alcaldesa (s) de Copiapó, Eva Rojas, resaltó que el nuevo recinto busca “saldar una deuda histórica que había con los deportistas de la comuna”.

El coloso cuenta con 22.000 metros cuadrados intervenidos, una pista atlética de alta competición de 400 metros con ocho carriles, un edificio de tres pesos con camarines, sala de musculación, enfermería, salas de conferencia, área de control de doping, entre otras novedades.

La alcaldesa detalló que “estamos en día histórico dentro de una deuda histórica que teníamos con nuestros atletas desde que se repuso el estadio Luis Valenzuela Hermosilla sin pista atlética. En la administración con el alcalde López con un compromiso con las organizaciones intentamos sacar este proyecto que hoy se concretó”.

La autoridad añadió que “nosotros tenemos muy buenos deportistas y queremos que acá se desarrollen, se formen y podamos obtener más triunfos y logros para nuestra comuna y para la región de Atacama”.

Por su parte, el intendente de Atacama Patricio Urquieta, afirmó que “creemos que todas estas inversiones no solamente están desarrolladas para poder recuperar espacios deportivos sino porque estos espacios permiten el desarrollo de actividades que alejan a muchos jóvenes de las drogas, la delincuencia y permiten construir valores como la disciplina”.

Uno de los momentos emotivos de la ceremonia, que se desarrolló cumpliendo todos los protocolos sanitarios, fue el homenaje al profesor y entrenador Ramón Tapia Chambilla. Sus familiares recibieron la distinción y se mostraron orgullosos de que el estadio lleve el nombre de su familiar.

Kenssel Tapia, hijo de Ramón Tapia Chambilla, relató que “para nosotros como familia es un reconocimiento y un honor que este estadio lleve el nombre de nuestro padre. Estamos felices y pensamos que el deporte debe perdurar en la región”.

La obra tuvo un costo de inversión de cerca de 7 mil millones de pesos gracias al Fondo Nacional de Desarrollo Regional (FNDR) y la aprobación del Consejo Regional (Core). El recinto tiene una capacidad para 1.000 personas y puede recibir competencias nacionales e internacionales.

Patricio Alfaro, Presidente de la Comisión de Deporte del Consejo Regional, puntualizó que “esto es un anhelo hecho realidad para poder fortalecer lo que son las disciplinas como el Atletismo en Copiapó”.

Más de 4 mil deportistas se verán beneficiados directamente con el estadio. A lo anterior se suma toda la comunidad que también podrá acceder al uso de las instalaciones. El Presidente de los atletas senior, Eduardo Tapia, comentó que “gracias a Dios el estadio es una realidad para nosotros y ahora esperar que Dios nos ayude con el tema de la pandemia y una vez poder retomar nuestras actividades deportivas que tenemos retrasadas hace más de un año”.