Más de 7 mil personas disfrutaron del Carnaval Intercultural en El Parque El Pretil en Copiapó

  • El alcalde de la comuna, Marcos López, destacó la gran presencia de familias completas en la actividad.

Miles de familias se tomaron el Parque El Pretil en lo que fue el primer Carnaval Intercultural en Copiapó. El alcalde de la comuna, Marcos López, agradeció a las más de 7 mil personas que llegaron hasta el renovado recinto y destacó el compromiso de la comunidad con el cuidado del parque.

En total fueron más puestos de artesanos, emprendedores y cocinerías que se fueron con las cuentas alegres tras la exitosa jornada. La iniciativa comenzó a las 10 de la mañana y finalizó pasadas las 20:00 horas.

El carnaval contó con participantes provenientes de Ecuador, Bolivia, Perú, Colombia, Venezuela, México, Panamá y Chile a través de sus pueblos originarios Collas, Diaguita, Mapuches, Aymara y Changos.

El delegado Presidencial de Atacama (S), Jorge Fernández, comentó que “la evaluación es demasiado positiva, estoy muy contento de poder ver esta actividad y hay que agradecerle al municipio de Copiapó la instancia y los mismos locatarios lo están diciendo que es un espacio de interculturalidad real”.

El carnaval tuvo como objetivo crear un espacio de encuentro entre pueblos originarios, nacionales y personas migrantes residentes en la comuna, para compartir conocimientos y realizar una muestra de las distintas culturas que hoy se encuentran residiendo en Copiapó.

Patricia Guarachi, locataria de un puesto de comida boliviana agradeció la invitación al carnaval y afirmó que “a mí me gusta mucho la gastronomía y venimos representando los platos más típicos de nuestro país que es Bolivia”. La mujer comentó que a la muestra llevó lechón al horno, fricasé, ranga, sopa de maní, entre otras delicias.

En tanto, la locataria de comida típica peruana, Hilda Mamani, señaló que “esto es excelente, una muy buena iniciativa de la municipalidad porque así apoya a los pequeños emprendedores que después de la pandemia la gente se ha quedado sin pega y uno con esto vamos cultivando nuestra tradición peruana”.

Solange Vega, encargada de la Oficina Municipal de Migrantes, sostuvo que “estamos muy contentos porque ha habido una alta afluencia de público en los distintos puestos como son artesanías, emprendimientos y las cocinerías”.